1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando...

 

Sinopsis: Un matrimonio pierde a su hijo, atropellado por un joven. Esta situación les crea un gran trauma, del que él intenta salir pasando página, mientras que ella se apega a los recuerdos, sobre el que martillea el sentimiento de culpabilidad. Al final, el relato arrepentido del joven homicida a la madre, resuelve la situación: el perdón y vuelta a la situación feliz de origen.

Autoría: David Lindsay-Abaire

Traducción: Cristina de la Peña

Adaptación: David Serrano

Versión: David Serrano

Dirección: David Serrano

Ayudante de Dirección: Maite Pérez Astorga

Producción: Producciones Abu, Milonga Proucciones, Cuatro Pelucas,Tinnitus, JGR, GM Teatros, Verteatro

Producción ejecutiva:

Distribución: Producciones Teatrales Contemporáneas.

Reparto: Malena Alterio; Daniel Grao; Carmen Balagué; Belén Cuesta; Itzan Escamilla.

Escenografía: Elisa Sanz

Ayudante de Escenografía: Paula Castellanos

Construcción de Escenografía: Mambo y Sfumato

Iluminación: Juan Gómez Cornejo

Vestuario: Elisa Sanz

Ayudante de Vestuario: Paula Castellanos

Espacio Sonoro: Federico Solá

Diseño del Cartel: Javier Nadal

Fotografía: Elena Graiño y Javier Naval

Vídeo Promocional: Los universos paralelos

Fecha del Estreno: 20 de septiembre 2017

Teatro: Teatro Español

Género: Drama

Duración: 1hora y 45 minutos

Web Oficial: Los universos paralelos

Entrevistas y reportajes:

Voragine TV: “´Los universos pararelos´ dirigida por David Serrano”Natalia Eseverri,El arcón de Natalia: “Entrevista David Serrano-Los universos pararelos-Teatro Cervantes”

Madrid Teatro: “´Los universos pararelos´ D. Lindsay_Serrano”

Julio Bravo,ABC: “´Los universos pararelos´, luz más allá de la tragedia”

José Catalán Deus,Periodista Digital-Guía Cultural: “´Universos pararelos´: levantarse y seguir”

José Antonio Alba,Teatro Madrid: “David Serrano lanza un mensaje de superación ante la pérdida desde ´Los Universos Pararelos´”

 

 

 

antunano

Lindsay-Abaire, más conocido como guionista que como dramaturgo, compatibiliza ambos oficios, aunque el trasfondo cinematográfico pesa en exceso en esta y otras obras precedentes, donde se siente más el lenguaje cinematográfico que el teatral. En una comedia “canónica”, como Los universos paralelos, ya el título advierte una disfunción porque si algo caracteriza al teatro, es la intersección de planos, de líneas de acción, que provocan los conflictos, de las que nacen las nuevas situaciones dramáticas. Aquí se concatenan las escenas, con unos personajes que están más en el tipo que inmersos en una caracterización psicológica. La historia, resumida en la sinopsis se cuenta, con diálogos entre la pareja, la intervención de la madre de ella que sufrió una circunstancia parecida, la muerte de un hijo de 30 años y que lo superó con la fe (tema que apunta y no sigue), la hermana pequeña, soltera y embarazada (otro tema apuntado y no seguido), que ofrece algunos tientes cómicos, para contrastar con la tensión dramática, y el chico, involuntario homicida, con dos intervenciones una para describir el accidente y otra para provocar la escena necesaria, que el espectador espera, para la reconciliación de la pareja. Los dos protagonistas la madre del niño pequeño, Patricia, y Alberto, el padre, mantienen posturas antitéticas, pero en su formulación externa. Carecen de desarrollo psicológico. Con estos mimbres la obra camina hacia el melodrama y a previsibilidad de un final que no puede ser otro distinto a la reconciliación. Los demás personajes bordean la situación dramática y solo están sobre escena para recibir explicaciones o confidencias que permiten avanzar la historia, provocando una cierta artificiosidad en todas sus intervenciones.

El programa habla de adaptación. Sin conocer el texto original, los problemas apuntados en el párrafo precedente no se pueden adjudicar a uno u otro, aunque sí se intuye que como película, con la cámara narrando situaciones, el guion podría funcionar y suplir las carencias teatrales. Además de los débiles conflictos, el texto o la dirección podría haber profundizado más en la caracterización de los personajes principales, que no traspasan el estereotipo, con comportamientos artificiales -a merced del guión- y sin capacidad para llevar las riendas de la acción, y deja en episódicos a los tres restantes. La dirección compone cuadros en las escenas, dirige el tráfico escénico, pero mantiene una atonía en un montaje plano, que no llega. Tampoco les exige a los actores dicción y el sonido, pese a estar amplificado con dos micrófonos en proscenio, no siempre llega claro al patio de butacas.

La escenografía se plantea en un doble plano: la planta baja de una vivienda a ras de escenario y el dormitorio del hijo de Patricia y Alberto en una superficie elevada, unidos por una complicada escalera de caracol, complicada para los movimientos de los actores. Espacio escénico, compartimentado en diferentes estancias en la planta baja, funcional. La iluminación, bien diseñada, con abundantes claro oscuros. El espacio sonoro se pierde sin añadir una significación precisa. En conjunto, una comedia tradicional, típica del teatro burgués, con tonos melodramáticos, extraña para abrir temporada en el Teatro Español de titularidad pública y que se presentó hace unos meses como adalid de la renovación.

José Gabriel López Antuñano, UNIR

 

Marcos Ordoñez, El País-Babelia: “ Ese dolor sin nombre”

Ángel Esteban Monje, Kritilo: “Los universos pararelos”

Estrella Savirón, A golpe de efecto: “´Los universos pararelos´ de David Lindsay-Ábaire”

Rocío García, El País: “El dolor que nunca llega a apagarse”

Horacio Otheguy Riveira, Culturamas: “Extraño estilo de acrobacia emocional tras ´Los universos pararelos´”

 

 

Andrés Seoane, El Cultural: “Risa y llanto, emociones pararelas”

http://m.elcultural.com/noticias/escenarios/Risa-y-llanto-emociones-paralelas/10806

«Es tan atroz la muerte de un hijo, dijo alguien, que ni siquiera parece haberse acuñado una forma de nombrarla.»

Marcos Ordóñez

Babelia

«Estamos ante el proceso de duelo de una familia y sus diferentes fases, de forma que seremos…»

Estrella Savirón

A golpe de efecto

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Logo